¿Cuáles son las diferencias entre auditoría energética y certificación?

auditoria energetica

Previamente comentar que la confusión que genera la realización y el “Alcance de las Auditorías Energéticas”, queda algo esclarecida en el siguiente estudio de A3e; Diagnósticos, Auditorías y Auditorías energéticas ESE

(Cabe recordar que la directiva contempla que pueden ser auditorías energéticas específicas, o acompañadas de un Sistema de Gestión de la Energía, SGEn)

Definición de Auditoría 2012/27/UE:

Cap.1 Art.1  25) «auditoría energética»: todo procedimiento sistemático destinado a obtener conocimientos adecuados del perfil de consumo de energía existente de un edificio o grupo de edificios, de una instalación u operación industrial o comercial, o de un servicio privado o público, así como para determinar y cuantificar las posibilidades de ahorro de energía a un coste eficiente e informar al respecto;

La DIRECTIVA2012/27/UE establece que:

(24)   Para aprovechar el potencial de ahorro de energía de determinados segmentos de mercado en los que no suelen ofrecerse auditorías energéticas de forma comercial [como las pequeñas y medianas empresas (PYME)], los Estados miembros deben elaborar programas para fomentar la elaboración de auditorías energéticas en las PYME. Las auditorías energéticas tienen que ser obligatorias y periódicas para las grandes empresas ya que el ahorro de energía obtenido puede ser significativo. Las auditorías energéticas deben tener en cuenta las normas europeas o internacionales pertinentes, como EN ISO 50001 (sistemas de gestión de energía), o EN 16247-1 (auditorías energéticas), o, si incluyen una auditoría energética, EN ISO 14000 (sistemas de gestión ambiental), y, por lo tanto, ser asimismo conformes con lo dispuesto en el anexo VI de la presente Directiva, ya que dichas disposiciones no van más allá de los requisitos de dichas normas pertinentes. Actualmente está en fase de desarrollo una norma europea específica sobre auditorías energéticas.

(25)   Cuando las auditorías energéticas sean realizadas por expertos internos, la independencia necesaria exigiría que dichos expertos no estén directamente implicados en las actividades auditadas.

(46)  Por otra parte, debe disponerse de un número suficiente de profesionales competentes y fiables del campo de la eficiencia energética a fin de asegurar la aplicación efectiva y oportuna de la presente Directiva, por ejemplo en lo que se refiere al cumplimiento de los requisitos sobre auditorías energéticas y de las obligaciones de eficiencia energética. Por consiguiente, los Estados miembros han de establecer sistemas de certificación para los proveedores de servicios energéticos, de auditorías energéticas y de otras medidas de mejora de la eficiencia energética.

(En España para auditorías energéticas tenemos la UNE216501, Octubre 2009)

Queda de manifiesto la estricta y estrecha relación existente entre el cumplimiento de las directivas europeas en materia de eficiencia energética, el uso de auditorías energéticas y certificaciones, la relación entre ambas y la enorme superación y ventajas que ofrecen con respecto a las certificaciones de eficiencia energética de los edificios. A este respecto y al margen de lo que hemos visto hasta ahora, nos encontraremos con otras dos presiones normativas: la Ley de Responsabilidad Ambiental, (26/2007) y el Anteproyecto de ley de eficiencia energética y energías renovables.

El proceso de certificación quedara plasmado más o menos de la siguiente manera:

1)- ENAC, (Entidad Nacional de Acreditación) organismo nacional (RD 2200/1995) tiene la función oficial de “autorizar” a las Entidades de Certificación. (Por convenios, podría darse el caso de que operaran en España entidades de certificación acreditadas por otras, por ejemplo UKAS (La ENAC inglesa) 2)- Entidades de Certificación: Son las organizaciones que auditan y evalúan el nivel de cumplimiento de los requisitos de la norma elegida por parte de las empresas que desean certificarse (“hacen un examen”) Si se supera, se emite un certificado avalado por ENAC (Aenor, Bureau Veritas, SGS, DNV…etc…) 3)- Consultoras : Una opción de contratación por parte de la empresa, que da para un extenso debate desde dos puntos de vista:

  1. Los consultores tienen un conocimiento más profundo de los requisitos de la norma y experiencia en el desarrollo de  procedimientos, manuales y en el mismo proceso de la auditoría,  procedimientos, manuales y en el mismo proceso de la  auditorías energéticas.
  2. La empresa puede optar por no contratar a un consultor y con recursos propios, prepararse de manera independiente para la auditoría energética. Los técnicos propios tienen un mayor conocimiento de la empresa a certificar y por tanto pueden personalizar más el trabajo.

¿Prefiere que le LLAMEMOS?

Introduzca su teléfono

Siguenos en Facebook