Presupuesto Certificado Energético Atajate Málaga

Nombre (requerido)

Teléfono (requerido)

Email (requerido)

Localidad (requerido)

Tipo de Inmueble (requerido)

Superficie del inmueble en metros (requerido)

Plano a escala (requerido)
  No

Observaciones

captcha

 

Calle Severo Ochoa 27  C.P. 29590 Málaga

Tel. 659 129 858 || 952 398 936

info@certificadosenergeticosmalaga.es

 

 

 

Atajate es un municipio español de la provincia de Málaga, Andalucía, situado al este de la provincia en el Valle del Genal, siendo una de la poblaciones que conforman la comarca de la Serranía de Ronda. Es el pueblo de menor población de la provincia de Málaga.

Restos de piezas de piedra pulimentada (Piedras de rayo), hachas (neolítico), presencia de bronce (calcolítico) en la Sima de los Tajos. Restos de vía romana (trazado) Lacipo-Arunda y monedas. Restos visigodos: enterramiento en el Montecillo. Otros restos musulmanes en el Puerto de Jimera, El Llano y Huerta Nueva. Restos del despoblado de Audalázar, ya en el término de Alpandeire. En 1496 pertenece al Señorío de Ronda (Príncipe D. Juan). Tierras de Realengo. En 1499 pertenece a la corona de Castilla-Aragón. En 1505 creación de la parroquia en Atajate. En el S. XIX construcción de la Iglesia de San José. Antes del 10 de marzo de 1810 saqueo de la Iglesia antigua por los franceses. Nunca más se restauró. En 1820 creación de los partidos judiciales, Atajate pasa a pertenecer a Gaucín. En 1932 construcción de la carretera Ronda-Atajate, C-341, actual A-369. En 1941 se construye el tramo de la carretera Atajate-Gaucín.

En cuestiones vitivínicolas, Atajate tuvo una Época Dorada Vitivínicola Atajate fue un gran referente en la provincia y fuera de ella, hablamos de unos tiempos en los que este pueblo se sostenía económicamente de la buena producción de sus viñedos y de sus productos. Conocido por todos nuestra excelente producción de Mosto, totalmente natural, más desconocido es la época de esplendor que tuvo en su momento el municipio.

Existió más de una treintena de lagares, comentan los vecinos, pero la gran mayoría de ellos ya no están activos. Estos sitios, disponen de una zona para el pisado de las uvas y de una prensa para obtener todo el jugo de las uvas. Además estos lugares, suelen utilizarse como bodegas guardando el mosto habitualmente en grandes garrafas o barriles, antiguamente, incluso hasta en tinajas.

Ha llegado hasta nuestros días que en estos lagares, además, albergaban alambiques con lo se producía el Aguardiente: motor de la economía del municipio de muchas familias. Con él que se comerciaba a nivel provincial e interprovincial. Es recordado y comentado por los más mayores del pueblo, “el olor a Matalahúva” que desprendían los alambiques, en el proceso de destilación, por las calles del pueblo. Pero esto, forma parte de un pasado con una gran riqueza, que no sabemos si volverá a repetirse: la producción del aguardiente en Atajate.

Pero este auge del municipio se verá empañado con la llegada de finales del Siglo XIX, concretamente el año 1877. Atajate sufría una epidemia de filoxera que arrasó los viñedos, causando la desolación en el pueblo. A partir de de ahí, comienza la emigración de muchos habitantes del municipio y sus familias, ante la ausencia de trabajo en las viñas. Esta epidemia se originó en los Estados Unidos, en nuestro país el foco de infección se produce concretamente en la provincia de Málaga y en Gerona.

Si Atajate viviera su época de esplendor vitivinícola ahora, no ocurriría lo que sucedió en aquel tiempo. Pues, ya existe tratamiento para esta enfermedad de los viñedos, producido por el insecto Dactylosphaera vitifoliae.

 

¿Prefiere que le LLAMEMOS?

Introduzca su teléfono

Siguenos en Facebook